Ficha paleontológica: Tyrannosaurus rex

T_Rex_jurassic_park

Hoy toca hablar un poco de Tyrannosaurus, el lagarto tirano rey y uno de los iconos de la saga  Jurassic Park. Y qué menos que presentar la ficha del rey cuando el estreno de Jurassic World se ha coronado con el record de taquilla en el fin de semana de estreno de toda la historia del cine. Todos estaban esperando el regreso de los dinosaurios y el parque a la gran pantalla.

stan__n_sue_comparison_by_scotthartman-d5yvql0

Ilustración comparando a “Stan” y “Sue”. Por Scott Hartman.

Género y Especie: Tyrannosaurus rex

Otras especies: Discutidas por afinidad filogenética. Tarbosaurus bataar o Zhuchengtyrannus magnus por ejemplo pudieran ser sinonimizados a Tyrannosaurus bataar o Tyrannosaurus magnus si no se consideran géneros distintos.

Grupo: Theropoda, Tyrannosauridae

Edad: Cretácico Superior (≈70-66 millones de años)

Rango paleobiogeográfico: Laurasia, Estados Unidos y Canada. Posiblemente Asia (discusión por relaciones de parentesco de taxones afines).

Características

Tyrannosaurus rex, lagarto tirano rey. Como dijo R. Bakker, es irresistible pronunciar un nombre así.

Inicialmente se describió a partir de una inmensa maxila y varios elementos del esqueleto axial. Entre sus múltiples caracteres destacan su cráneo masivo y robusto. Con las cuencas oculares proyectadas hacia el frente, con lo que tendría posiblemente una de las mayores visiones binoculares de los terópodos no avianos. Similar a aves rapaces modernas, con lo cual, esperamos que en caso de toparte con uno no trates de quedarte quieto esperando que no te “vea” como hacen en la saga de Jurassic Park.

Relaciones de parentesco de los Tyrannosauroidea propuesta por

Relaciones de parentesco de los Tyrannosauroidea propuesta por

Unas extremidades posteriores robustas adaptadas para la carrera, aunque se ha hipotetizado un comportamiento ligado al carroñeo. Y unas extremidades anteriores muy reducidas. No tanto como en Carnotaurus y otros parientes cercanos entre los abelisaurios. Dos dedos únicamente en esas patitas delanteras que no serían funcionales para atrapar a la presa como otros terópodos.

Además, es uno de los mayores depredadores conocidos que han habitado el planeta, alcanzando los 12,3 metros en el ejemplar “Sue” y compitiendo con los mayores representantes entre los carcarodontosauridos y espinosauridos.

Craneo de Tyrannosaurus descubierto en unas excavaciones del prepardor B. Brown

Craneo de Tyrannosaurus descubierto en unas excavaciones del prepardor B. Brown

Un poco de historia

Los restos iniciales de Tyrannosaurus fueron asignados a taxones diferentes de terópodos y ceratopsios cuando se descubrieron a principios del siglo XX. Fue Henry Fairfield Osborn en 1905 quien revisó el material e indicó que se tratarían de un mismo individuo. Y que sería uno de los mayores depredadores conocidos, un gigantesco terópodo al que nombró como el rey de los dinosaurios.

Ilustración de los restos de Tyrannosaurus de la descripción original de H.F. Oborn (1905)

Ilustración de los restos de Tyrannosaurus de la descripción original de H.F. Oborn (1905)

No obstante, se tuvo que esperar hasta la excavación y preparación del ejemplar CM-9380 para tener al lagarto rey en todo su explendor. Pese a que el preparador B. Brown ya había comunicado los hallazgos de este individuo a Osborn en 1902. Como el conocimiento de la época se basaba en terópodos jurásicos, se llegó a pensar que las extremidades anteriores eran de un ejemplar juvenil que había ido a parar de alguna manera junto a los restos de un adulto. No se sabía que eran las pequeñas patas delanteras del T. rex.

Brown siguió excavando y proveyendo de esqueletos a Osborn y el puzzle iba completándose. Pero tenemos que ir a tiempos más recientes para encontrar a los ejemplares más completos. Los populares “Sue”, “Devil Rex” y especialmente “Stan” cuyas réplicas vemos exhibidas en muchos museos.

Ejemplar de “Sue” montado en el Field Museum of Natural History, Chicago

El hallazgo de “Sue” fue especialmente importante ya que supuso uno de los mayores tiranosaurios, y que además conservaba el 85% del esqueleto. Fue la increíble compra del Field Museum de Chicago coincidiendo casi con el estreno de Jurassic Park.

Y por último no faltaría mencionar la saga de películas, ya que era la primera vez que se presentaba la postura moderna que se conoce de tiranosaurus en la gran pantalla. Qué menos para uno de los dinosaurios más famosos de la historia de la paleontología de dinosaurios.

———-
Textos citados:
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s